¡PRIMERO, HAY QUE QUERER MUCHO, A LA GENTE!


No es una frase hecha; me la expetaron una vez en mi proceso de formación y desde entonces la guardo como un tesoro. De hecho es un recurso para introducir el tan cacaraeado feedback.

Primero, hay que querer mucho a alguien para decirle que le huele el aliento.

Sencilla y rotunda. Como no, mis colegas de Camera Café les ponen imáges a situaciones en las que la normalidad y la narturalidad son la expresión del afecto.

Por otro lado, me llama la atención como estamos perdiendo el respeto en beneficio de una supuesta sinceridad. Como os he confesado en otros post me confieso teleadicto y la verdad; no se como aguantan algunos candidatos de OT tantos insultos del personajillo… producto mediático donde los haya.  

¡Que le vamos a hacer! está de moda confundir la “sinceridad” con la falta de respeto y de educación. Evidentemente, hay algo que no funciona y este tipo necesita que alguién le quiera un poco… y que le diga que le huele… el aliento también.

Por cierto Mejide tiene una sítio en el que se le pueden dejar comentarios sobre sus actuaciones. Te animo a dejarle  lo que piensas de sus perlas.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s